Volver al sitio

Fertilizantes y plaguicidas de Costa Rica tienen oportunidad para exportarse a Ecuador

Según estudio de PROCOMER

· Nacionales

El estudio “Plaguicidas y fertilizantes en Ecuador: oportunidades para su comercialización”, realizado por la Promotora del Comercio Exterior de Costa Rica (PROCOMER), determinó que existe potencial de exportación para productos como: los plaguicidas y fertilizantes sustitutos a algunos que tienen una reciente prohibición de uso; aquellos utilizados en la producción orgánica (que aunque no es ampliamente realizada en Ecuador, ofrece la oportunidad de ser de los primeros oferentes en el mercado), o bien, para ser aplicados en cultivos emergentes como la quinoa.
 
El mercado de fertilizantes y plaguicidas es altamente dependiente de las importaciones, que en 2019 totalizaron $595 millones ($327 millones en fertilizantes y $268 millones en plaguicidas). Su industria local es incipiente, donde la marca de distribuidor juega un papel importante en el mercado y el modelo de importar producto a granel y renvalsar es muy común. En el caso de los plaguicidas, la marca de distribuidor alcanza 20% de las importaciones.
 
Por zona geográfica, Guayas y Pichincha concentran la mayor cantidad de distribuidores, pero podría valorarse Tungurahua, ya que tiene una alta concentración de almacenes agrícolas (128 por cada 1000 km2), que podría demandar productos diferenciados; y Manabí que figura como un gran productor de cacao, maíz y café, pero con menores rendimientos que otras zonas productivas.
 
Para participar en este mercado es importante destacar que, los aspectos más valorados por los importadores ecuatorianos a la hora de elegir un nuevo proveedor son: el apoyo que reciben con información y costos para el registro de productos, así como buena relación precio-calidad. Como táctica de posicionamiento, el estudio recomienda a los exportadores capacitar a los agricultores y distribuidores en diferentes temáticas.

Publicidad

En la actualidad las autoridades agrícolas del país se encuentran trabajando arduamente en la promoción y capacitación de los agricultores ecuatorianos en el tema de buenas prácticas agrícolas, lo cual incentiva a los distribuidores y agricultores ecuatorianos a buscar productos que le faciliten cumplir con dichos lineamientos respetando los límites máximos de residuos, utilizando nuevas tecnologías, buscando la protección del medioambiente (por ejemplo protección a las abejas), entre otras cualidades.
 
El estudio amplía que para exportar al mercado ecuatoriano hay varios caminos que las empresas costarricenses pueden seguir:

  • Vender a empresas distribuidoras y que estas registren los productos a su nombre con su propia marca, importen a granel/concentrado, reenvasen y distribuyan.
  • Vender a empresas distribuidoras y que estas realicen el registro con la marca del fabricante costarricense e importen y distribuyan el producto listo para ser comercializado al por menor (en ocasiones, puede ser de forma exclusiva).
  • Que la empresa fabricante costarricense registre los productos a su nombre e importe directamente o ceder el derecho de importación a diferentes distribuidores quienes realizarían el proceso de importación, pero para ello la empresa costarricense debe abrir una sociedad en el país importador.
  • También se puede explorar vender a importadores para consumo propio (ej. gremiales y empresas productoras que deseen optar por esta figura).

Silvia Segura, analista de mercados a cargo de la realización de este estudio, afirmó que “en los últimos cinco años Ecuador ha sido un importador neto de productos de Costa Rica, principalmente de productos como medicamentos, insecticidas y fungicidas, metalmecánica, así como eléctrica y electrónica. Por lo que reforzar y ampliar las oportunidades para las empresas costarricenses se considera necesario para consolidarnos en este mercado”.

Todos los artículos
×

Ya está casi listo...

Te enviamos un correo. ¡Por favor haz clic en el enlace del correo para confirmar tu suscripción!

Aceptar