Diseño sin título (3)
Diseño sin título (2)
fogon
Diseño sin título (8)
Diseño sin título (7)
Diseño sin título (4)
previous arrow
next arrow

Caldera de Esparza, Puntarenas Guardacostas detiene a cuatro sospechosos de pescar langostas sin el tamaño permitidos por ley

La captura de langostas sin las tallas de ley atenta contra la preservación de la especie y la economía local

• Sospechosos no contaban con permisos por parte de Incopesca

• Guardacostas entregó el producto pesquero a Incopesca para valoración del daño ambiental

Un patrullaje realizado por oficiales de la estación de Guardacostas de Caldera, a fin de prevenir la pesca ilegal en el Golfo de Nicoya, permitió aprehender a cuatro sospechosos, a quienes les decomisaron 176 langostas, en su mayoría sin la talla permitida para ser capturadas.

El cumplimiento se registró en la entrada a playa El Hoyo (detrás del muelle de Caldera), luego de que los oficiales interceptaran a los sujetos, uno de los cuales intentó huir del lugar, pero fue aprehendido poco después.

Cuando los guardacostas inspeccionaron el contenido de los sacos que portaban, determinaron que eran 176 langostas con un peso de 16 kilogramos, muchas de ellas en etapa juvenil, por lo que la legislación en materia pesquera no permite su aprovechamiento para fines comerciales.

Los presuntos infractores de la legislación pesquera fueron identificados como tres adultos de apellidos Porras, Sibaja y Barrantes, así como un menor de edad, ninguno de los cuales contaba con licencia de pesca.

Los oficiales también les encontraron en su poder una linterna y tres arpones de tres picos, todo lo cual les fue decomisado luego de solicitar la dirección funcional del fiscal de turno de Puntarenas.

Pescar langostas sin la talla de ley es ilegal, daña el ambiente y atenta contra el mismo gremio pesquero y la economía local

Cabe indicar que, al pescar especímenes juveniles o que no han alcanzado su maduración plena, se interrumpe el ciclo de reproducción de dichos animales, lo cual influye de modo negativo en la preservación de la especie, pues se interrumpe el ciclo natural de reproducción de este crustáceo.

Además de ello, también se afecta negativamente la economía de la región y en especial la de los demás pescadores, incluidos los que sí respetan la ley y que luego no tendrán producto para pescar.

Los especímenes decomisados fueron remitidos al Departamento de Investigación Biológica de Incopesca para la valoración del daño ambiental, tras lo cual los resultados se agregarán a la causa que la Fiscalía de Flagrancia de Puntarenas tramita contra los tres adultos, mientras que el menor fue puesto a la orden de la Fiscalía Penal Juvenil.

Visita Nuestra Sección de Sucesos

error: No se puede copiar el contenido