No baje la guardia al comprar alcohol en gel

Recientemente, se publicó un estudio elaborado por el Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC) y la Fábrica Nacional de Licores (FANAL) en el cual se indicó que algunas marcas de alcohol en gel que se venden en el país incumplen con las recomendaciones de calidad de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Ante ello, es esencial repasar los aspectos en los que el consumidor debe fijarse a la hora de obtener este tipo de producto, especialmente porque la eficacia del mismo es fundamental para desinfectar las manos y proteger la salud ante la enfermedad COVID-19, producida por SARS-COV 2, ya que el virus sigue y seguirá presente a nivel mundial y nacional.

El químico y farmacéutico Dr. Heyner Rodríguez, Director Técnico de Laboratorios Zepol, destaca que el producto que se adquiera no debe generar una falsa seguridad. Además, indica que una baja calidad en su formulación podría provocar alergias, irritaciones y resequedad en nuestra piel.

Según su experiencia, él recomienda a la hora de comprar alcohol en gel lo siguiente:

  • Tener presente que la concentración de alcohol mínima que debe contener un alcohol en gel es del 62% y la idónea es de 70%. El 70% es el balance perfecto entre el tiempo de evaporación y concentración efectiva.
  • Desechar la idea de que si contiene más del 70% de concentración de alcohol será mejor para protegerse. Un 80% podría causar alergias, sensibilidad en la piel y una evaporación más rápida, porque entre más concentrado el alcohol más rápido se evapora. Otro aspecto es que entre más puro sea es mucho más inflamable, por lo que se debe tener mayor cuidado.
  • Además de leer la etiqueta, recordar que una probabilidad de que su calidad sea buena es que deje en sus manos una sensación pegajosa mínima.

Adquirir alcohol en gel que cuente con el respaldo de una empresa reconocida y ojalá que sea un producto cosmético pero elaborado con estándares farmacéuticos. Indispensable que cuente con el permiso sanitario como “Cosmético”, del Ministerio de Salud, para su comercialización.

No olvidar que una vez que ya se haya aplicado de 3 a 4 veces alcohol en gel en sus manos, lo mejor es lavarlas con agua y jabón antes de volverse a colocar, pues es normal que este vaya dejando residuos y si no se lavan pueden ser más bien, fuente de alimento para los microorganismos. Ningún alcohol en gel reemplaza un buen lavado de manos.